sábado, 29 de enero de 2011

EMISIONES CASTELLANO-LEONESAS EN LA EDAD MEDIA


El Reino de León y Casilla como tal (o de Castilla y León, como se conoció más tarde) tiene su origen en el año 1073 de nuestra era cuando tras la muerte SANCHO II el fuerte, rey de Castilla ente 1065 y 1072, su hermano ALFONSO VI, rey de León, incorporó el Reino de Castilla a su corona. Su padre el rey de León FERNANDO I, (1037-1065) había recibido el Condado de Castilla (que había formado parte desde siempre del Reino de León) de manos de su padre el Rey de Navarra Sancho III el Mayor que lo había incorporado a su territorio. Fernándo I dividió en su disposición testamentaria el Reino de León entre sus hijos, Sancho y Alfonso, otorgando con ello por primera vez la condición de Reino independiente a Castilla.

Las primeras emisiones del Reino se inician a partir del año 1085 (posiblemente entre este año y el 1090), después de la toma de Toledo, y consisten en dineros de vellón (aleación de cobre y plata) de muy buena ley y leyendas ANFUS REX en anverso y TOLETUM en reverso. De esta emisión es la siguiente pieza:


Posteriormente a esta emisión se acuña la primera moneda leonesa, de similares caracteristicas a la anterior, pero con crismón y alfa y omega en reverso y que podemos observar en el capitulo correspondiente a Las Emisiones del Reino de León (1085-1230) de este blog. Existen también acuñaciones de dicho tipo de Toledo, con leyenda alusiva.

De extraordinaria rareza son las piezas que se acuñan bajo los siguientes monarcas; de URRACA I, Reina de León y de Castilla entre 1109 y 1157 existen dos tipos de busto, de frente y de lado, y otros de similares características a los de su padre, con crismón y otros motivos. Aunque el derecho de emitir moneda ius monete es potestad del rey, existieron en esta época cesiones del derecho a acuñar a diferentes estamentos como nobleza y congregaciones religiosas, lo que se conoce con el nombre de "concesiones monetarias", y de este reinado tenemos tipos concesionarios de Santiago de Compostela con leyenda S IACOBI, de la Catedral de San Antolín de Palencia (con ley Beati Antonn), y del Abad del Monasterio de Sahagún (con ley IHESUS y cruz, y que se muestra en la entrada de las Emisiones del Reino de León).

Dinero de Urraca subastado por la casa
AUREO CALICO 3-12-2013

Más tarde, su hijo ALFONSO VII -el Emperador- (1126-1157), manitene algunas de estas concesiones, pero lo más caracteristico de su reinado fue la gran cantidad de tipos diversos que se acuñaron en las diferentes cecas (León, Toledo, Segocia, Santiago, Avila, etc..)..Sus emisiones se agrupan por los autores en dos grupos; con leyenda REX, y con leyenda IMPERATOR que se corresponderían con acuñaciones a partir del año 1135 en que Alfonso es coronado emperador en León;

Dinero de Alfonso VII IMPERATOR. Ceca León
Subastado por AUREO-CALICO 3-12-2013


A la muerte del Emperador, el Reino queda nuevamente dividido, por cuanto deja a su hijo FERNANDO (II) León y a su hijo SANCHO (III) Castilla. Las primeras acuñaciones pues del Reino de Castilla independiente y como tal se inician bajo el reinado de este monarca, entre 1157-1158 y son algo escasas.

Pero es  sobre todo con su sucesor  ALFONSO VIII (1158-1214), cuando se inician las grandes emisiones de circulante en el recien estrenado Reino de Castilla.  Este rey acuña diversos tipos de dineros y medios dineros (o meajas) en ciudades como Toledo, Segovia o Ciudad Rodrigo. Una de las emisiones más representativas de toda la época medieval, es el dinero PEPION, que posiblemente se acuñó con motivo de sufragar los gastos de la guerra contra los moros, que tuvo uno de sus máximos exponentes en la batalla de las Navas de Tolosa (1212) y que probablemente, y según recientes estudios como el M. RUEDA (Primeras acuñaciones castellano leonesas-1991), se siguió acuñando durante años:  
Esta pieza, ha estado catalogada durante años como del reinado de Alfonso I de Aragón -El batallador- de manera incorrecta.  

Otra de la piezas representativas de la época, de gran valor y belleaza, es la escasa dobla de oro o MORABETINO, acuñada en Toledo y copia de los dinares árabes, lo que por aquel entonces significaba una garantía de valor:
Morabetino de ALFONSO VIII, acuñado en 1.248 de le era de Safar.

Estos morabetinos, estan datados en una era denominada de Safar, que comenzaba 38 años antes que la de nuestro Señor, por lo que la pieza arriba reproducida se habría acuñado en el año 1.210 de nuestra era.

Por su parte, en este tiempo LEON emite sus últimas piezas como Reino independiente bajo sus reyes FERNANDO II (1157-1188) y ALFONSO IX (1188-1230), a cuyos comentarios nos remitimos a nuestra entrada ya citada LAS EMISIONES DEL REINO DE LEON (1065-1230).


Con FERNANDO III -El Santo- (1214-1252)se unifican ya definitivamente ambos reinos en el año 1230. De Fernándo III prácticamente no tenemos emisiones, lo que no deja de ser, sin duda, uno de los enigmas numismáticos de a Edad Media (puede ver el artículo de este blog referido a los dienros F REX del rey Fernándo).-

Durante el reinado de ALFONSO X -El Sabio- (1252-1284), cuando el uso de la moneda cristiana se hace más común, emitiéndose bajo este reinado diversos valores, como doblas de oro, los primeros maravedis de plata, y diversos tipos de dineros, medios dineros o meajas y dineros novenes. Abajo un dinero de los llamados "prietos" por su alta cantidad de plata, acuñado en León hacia 1270 y más abajo, otro dinero de la guerra, emisión de baja calidad de aproximadamene 1263, conocido también como "dinero de las seis lineas".

 Dinero de Alfonso X, de LEON -L
A/ ALF REX CASTELLE R/ ET LEGIONIS
 Dinero de seis lineas. ALFONSO X.
A/ Castillos y leones. Marca de Ceca, creciente.
 R/ ALF-ONSUS-REX CAS-TELLE E-T LEGIO-NIS


A Alfonso X el Sabio le hereda su hijo SANCHO IV (1284-1295), siendo la nota singular de este reinado la aparición de un nuevo tipo de dinero, llamado cornado. Estas monedas tomaron este nombre por ser aparecer en su anversos el busto o la cabeza del rey coranado, como lo muestra la siguiente pieza, 
 Dinero Cornado de Sancho IV hacia 1286, acuñado en León.
A/ SANCII REX Estrella detrás de la corona.-
R/ CASTELLE LEGIONIS. L y estrella.


En 1295 sucede a Sancho IV su hijo FERNANDO IV (1295-1312) bajo cuyo reinado se acuñaran dineros de leon y castillo como los de su abuelo Alfonso X, siendo lo más significativo de este reinado en cuando su moneda el privilegio dado a la localidad de Lorca para acuñar moneda, existiendo un dinero con marca de ceca LO, que es de gran interés y rareza. Las cecas comunes siguen siendo León (L), Burgos(B), Sevilla (S), Toledo (T), Cordoba (C) y Cuenca (cuenco). 

Con ALFONSO XI (1312-1350) se acuñan doblas y muchos tipos de dineros y dineros-cornados de vellón, dos de los cuales se muestran aqui abajo, con busto de lado y busto de frente.

Cornado de ALFONSO XI, acuñado en León (L en reverso) y abajo,
cornado de busto de frente, acuñado en Avila.


En el peridodo de PEDRO I El Cruel (1350-1368), se generaliza mucho más el uso de los tres metales, acuñandose doblas en mayor cantidad, de 35 y 20 maravedis, maravedis en oro, reales y medios reales de plata por primera vez, y dineros y dineros-cornados. Un tipo nuevo es la pieza de 4 y de 2 maravedis de vellón rico en plata, y en los reales y medios reales de plata, aparece por primera la incial del rey P, en una de su caras, lo que luego será tónica general en este tipo de piezas en los reinados posteriores (EN góticas para Enrique II, Y para Juan I, EN latinas para Enrique III, y IOHN para Juan II).-

4 maravedis de Pedro I. Hacia 1367
 Medio Real de Plata de Pedro I acuñado en Sevilla (S) hacia 1360.
Real de plta de Enrique II, acuñado en Sevilla (S).



En la época de los Trastamara, con ENRIQUE II (1368-1390), JUAN I (1379-1390), ENRIQUE III (1390-1406), JUAN II (1406-1454) y ENRIQUE IV (1454-1474), las emisiones y el uso de la moneda se generalizó sobremanera, acuñandose doblas de oro, reales y medios reales de plata, dinero-cornados, cruzados, blancas, y cuartillos de vellón .La variedad de las cecas es mayor, conforme se van conquistando nuevos territorios a los moros, aunque las principales o oficiales siguen siendo León (L), Burgos (B), Toledo (T), Sevilla (S), Cuenca (cuenco) y Coruña (Venera). Mas tarde también se generalizaón otras como  Zamora (CA), Jaen, Medina de Rioseco (MDR) Murcia (MUR), Avila (A) Villalón (V) Segovia (puntos), Toro (Cabeza de Toro), Salamanca (SA), Valladolid (Escudo), etc..

Durante el reinado de ENRIQUE IV la variedad de tipos y cecas alcanza su máximo. También el caos monetario y continuas devaluaciones de la moneda, provocadas las diversas situaciones de crisis y guerras intestinas debidas en gran parte al mal gobierno del rey y sus continuos problemas para mantener unida la corona. A su muerte, en 1474 hereda la corona de Castilla, no sin lucha y controversia, su hermana ISABEL I, la Reina Católica, pero esa es ya otra historia.


1 comentario:

  1. Buenas, como siempre admiro y respeto a todas las personas, que por su afición o intereses diversos, divulgan la ciencia de la numismática, en todos sus exponentes.
    Gracias Rafael.
    Charro-Salamanca

    ResponderEliminar